Las criptomonedas estatales, llamadas así por ser emitidas y respaldadas por los gobiernos, se han convertido en una tendencia mundial y muchos países han estado anunciando sus planes de lanzar su propio criptoactivo, a pesar de los cuestionamientos que muchos de estos gobiernos han interpuesto en relación a este tipo de monedas.

Las razones para lanzar estos proyectos son variadas y van desde evadir sanciones internacionales, reemplazar el uso de dinero efectivo y promover la adopción masiva de criptomonedas, hasta ponerse a la vanguardia en tecnología financiera. He aquí algunos de los países que han manifestado su intención de desarrollar este tipo de activos: Rusia, Irán, Islas Marshall, Venezuela, Suecia, Suiza, Israel, Dubai y China.

Además de los países citados, otras naciones también contemplan sumarse a la tendencia. En ese sentido, vale mencionar el caso de Japón con la propuesta del J-Coin, una moneda digital que buscaría reemplazar, en los próximos años, el creciente uso de efectivo en ese país. Se espera que dicha moneda entre en funcionamiento para el 2020, sin embargo, aún no se afirmado si estará basada en blockchain.

También están las experiencias de Kazajistán, donde se evalúa emitir el Cryptotenge (vinculado a la moneda fiat); y Camboya, donde se habló de crear el Entapay para seguir la misma línea de Venezuela, Irán y Rusia, tratando de evadir sanciones. Incluso en Singapur y Ucrania se ha pensado en este tipo criptoativo. Hasta la fecha, ningún plan se ha concretado. Queda esperar los avances de los proyectos en marcha para evaluar sus resultados.

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información ACEPTAR

Aviso de cookies